Saltar al contenido

Cómo cuidar una planta carnívora

Ya que los atrapamoscas de Venus no están protegidos por árboles en su hábitat natural, están familiarizados a mucha luz del sol. Esto quiere decir que apreciarán un punto refulgente en la vivienda con la mayor proporción de luz del sol directa viable. Halle el alféizar mucho más soleado que logre abonar.

Aun puedes desplazar tu Venus Flytrap al aire libre a lo largo del verano si no tienes bastante luz en el interior.

De qué forma sostener tu planta carnívora

Si bien cada género de planta carnívora necesita unos cuidados mucho más concretos, hay una sucesión de advertencias indispensables que tienes que conocer antes de integrar una exclusiva planta carnívora en tu jardín. Generalmente, las plantas carnívoras por lo general son muy acomodables al cambio climático, si bien por norma general tienden a progresar en hábitats con abundante agua y suelos pobres en nutrientes.

En la mayoría de los casos, los jarros de plástico son los mucho más correctos para albergar tu planta carnívora, en tanto que son muy resistentes, pero asimismo puedes emplear jarros de cerámica y cristal, siempre y cuando tengan suficientes orificios a fin de que salga el agua. de forma exitosa. No obstante, si tu planta carnívora es del tipo colgante, precisarás conseguir una maceta colgante para hacer más simple el avance de la planta. Otra alternativa para plantar estas sorprendentes especies es mediante un terrario, preferentemente de vidrio, puesto que su forma les deja imitar el hábitat húmedo en el que abundan las plantas carnívoras, permitiéndoles realizarse y medrar apropiadamente. No obstante,

¿De qué forma marcha el desarrollo de nutrición?

Según Luis Molina, de Vieja Exotic Garden, organizador de la Expo Feira de Plantas Carnivores, con Vivero Botanik, las plantas carnívoras son producto de la evolución, pues, frente la carencia de nutrientes en el suelo, procuran para alimentarse de los cuerpos en descomposición de sus presas.

Sus hojas acostumbran a tener colores vivos y néctares destacables que gustan a pequeños animales como arañas, lagartijas, hormigas y moscas, entre otros muchos. Otras especies, afirma Molina, son tan enormes que tienen la aptitud de comer ratones y murceguillos, si bien estos no son muy recurrentes.

¿Por qué razón una planta carnívora?

Tener una planta carnívora puede ser realmente bueno para ti por múltiples causas. Es una planta muy fuerte que, como en la situacion del cactus, necesita pocos cuidados. Dado que se nutra de otros seres vivos impide que debas incorporarle otro género de modelos.

Si bien para las plantas son muy simples de sostener, observemos ciertos puntos esenciales a tomar en consideración en su precaución.

Sustrato:

Muchas personas nos pregunta ¿qué es el sustrato? Ya que cada material donde se planta una planta transporta el nombre de sustrato, puede ser musgo, tierra, arena, perlita, turba, etcétera.

Como afirmábamos antes, las plantas carnívoras medran en sitios pobres en sales minerales y no se tienen la posibilidad de regar con ningún género de agua, de la misma forma que el sustrato que debemos emplear debe tener el mínimo viable proporción de sales minerales, por este motivo siempre y en todo momento aconsejamos emplear musgo o turba mezclada con perlita. El musgo sostiene una aceptable proporción de agua libre para las raíces de la planta, la perlita asiste para orear y oxigenar el interior del jarrón, sosteniendo frescas las raíces.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.