Saltar al contenido

buganvilla hoja caduca o perenne

Esta vez, en Jardim Rivera, les acercamos entre las plantas mucho más lindas y agradables que hay: la buganvilla, un tradicional de nuestros veranos y primaveras. ¿Tienes ganas de saber de dónde viene la buganvilla y qué realizar para sostenerla siempre y en todo momento viva, fría y magnífica? En este momento te lo contaremos.

Orígenes de la buganvilla

Cuidados de la buganvilla en invierno

Al revés de lo que logre parecer, la buganvilla es una planta que no necesita varios cuidados. El primordial aspecto que puede dañar a nuestro arbusto van a ser las temperaturas bajísimas: bajo los 5ºC la buganvilla pierde sus hojas, de la misma forma, a temperaturas mucho más bajas y con una exposición prolongada, terminarían muriendo.

No obstante, hay especies como la Bouganvillea spectabilis o la Bouganvillea galbra que aguantan -3 y -7ºC respectivamente. Si no hay heladas en nuestra región, no vamos a tener ningún inconveniente (además de la caída de hojas que volverán a brotar).

Sí, la buganvilla y la bugambilia son exactamente la misma planta

Los dos términos bugambilia y bugambilia mencionan a exactamente la misma planta, cuyo nombre científico es Bougainvillea. Es un género correspondiente a la familia Nyctaginaceae con unas 18 especies de arbustos o pequeños árboles, en ocasiones enredaderas, que se distinguen por sus vistosas brácteas.

Por el hecho de que verdaderamente, lo que ves en morado NO son flores.

¿Cuál es la función de las brácteas y del cáliz?

La función primordial de las brácteas es resguardar las flores para garantizar su reproducción. Eminentemente, te resguardan de los insectos o de los efectos del tiempo, como vientos intensos o precipitaciones intensas.

¿Cuántas horas de sol precisa la buganvilla?

Asimismo famosa como Trinitaria, Veranera, Santa Rita o Enredadera de Papel, la Buganvilla es un arbusto trepador caducifolio, tan vistoso y popular en las ubicaciones ribereñas mucho más tibias de este país. Pero es tan increíble y magnífica en el momento en que está en flor que no debemos dejar de verla nuevamente, aun en el momento en que solo tenemos la posibilidad de gozarla en terrazas, protegidas de las heladas, en tanto que no acepta temperaturas bajo los 0º. La buganvilla glabra «Sanderiana», de brácteas violáceas, es la clase mucho más rústica, que acepta temperaturas de hasta -5º C.

En verdad, no son las flores las que admiramos tanto, sino más bien las brácteas que resguardan ellos (en flor es verdaderamente pequeñísimo y poco ornamental). Hay en distintas colores y duran meses.