Saltar al contenido

Como hacer un jardín pequeño

La utilización eficaz del espacio con nivelación es el más destacable truco a fin de que los jardines simulen mucho más enormes. Los escenarios tienen la posibilidad de ser de madera de teca, como puedes observar en el ejemplo de arriba, que se utiliza para aislar el comedor del jardín.

Distribuye tu jardín en altura

Has de ser con la capacidad de llenar las construcciones horizontales y verticales de tu jardín a fin de que gane en dimensión y no resulte monótono visualmente. Puedes hallar la verticalidad con árboles, arbustos, parterres superiores, pérgolas, esculturas… Introduce líneas altas para romper con la monotonía.

Con independencia de la localización del lote y su tamaño, tienes que procurar que tu jardín aproveche al límite el espacio. Absolutamente nadie desea pasar la tarde en un pequeño jardín lleno de cosas.

Un pequeño jardín con muebles rápidos

En el momento de adornar tu jardín, tienes que tener en consideración que ninguno de los elementos que incluyas abarrote el espacio. Los muebles rápidos son escenciales para sostener un equilibrio entre el espacio que llenan las plantas y el resto del espacio libre.

Un pequeño jardín tiene la posibilidad de tener muebles como todos, si bien se debe tener precaución en el momento de escoger. No es conveniente tener mesas enormes con muchas sillas, pero puedes integrar 2 sillas o un sillón con una mesa pequeña.

diez consejos para diseñar un pequeño jardín

La planificación y la imaginación han de ser pilares escenciales en el momento de diseñar nuestro pequeño jardín. ¡Y es fabuloso! Por el hecho de que ¿dónde se encuentran los límites de nuestra imaginación?

  1. Planificación del futuro empleo y utilidad de nuestro jardín. Ningún espacio es pequeño si está bien planeado y tiene presente la ocupación que aguardamos.
  2. Cuidado de la proporcionalidad. En todo instante, debemos ser siendo conscientes de las dimensiones en las que nos movemos y, por consiguiente, planear y diseñar en función de estas dimensiones, sosteniendo en todo instante la proporcionalidad en la administración de los espacios.
  3. Prescindir de caminos y caminos inútiles. Si el espacio es con limite y no tenemos la posibilidad de dejarnos muchas alegrías, entonces debemos tener particular precaución al llevar a cabo proyectos poco útiles y nada rentables. Reducir la utilización o colocación de caminos en nuestro pequeño jardín nos va a dar mucho más elasticidad en el momento de diseñar y planear nuestro jardín.
  4. Haz que un jardín pequeño parezca mucho más largo y/o mucho más ancho.
    • Que nuestro jardín parezca mucho más largo y con él mucho más grande. Un diseño mucho más ancho en la entrada (primordialmente desde la perspectiva del ingreso al interior de la vivienda) y estrechándose paulativamente conforme avanzamos hacia el desenlace, producirá estéticamente una sensación de mayor hondura y por consiguiente de mayor tamaño.
    • Una observación mucho más amplia y extensa. Un diseño bien definido en sus límites horizontales, con sus líneas horizontales muy marcadas, nos dejará trasmitir una sensación de mayor amplitud de la que verdaderamente tenemos la posibilidad de tener.
  5. Determinar niveles diferentes o alturas en nuestro jardín. Atrapar un diseño a distintas alturas nos ofrece la aptitud de producir un espacio sensacionalmente mucho más grande.
  6. Elementos de follaje curvo y rápido. Evite plantar setos y arbustos rectos y espesos. Las líneas curvas y el follaje acertado evitarán que generemos la habitual sensación cargada de pequeños jardines mal diseñados. Con una planificación eficiente, aun tenemos la posibilidad de llegar a producir distintas perspectivas desde distintas rincones de nuestro jardín.
  7. Mezcla plantas de distintas tamaños y flores. Con esto tenemos la posibilidad de mover mayor dinamismo a nuestro pequeño jardín y hacer cierto ritmo implícito en los distintos espacios. En lo posible, privilegiaremos las plantas pequeñas y sosteniendo siempre y en todo momento la proporcionalidad de nuestro jardín y también intentaremos combinar colores con tonos suaves.
  8. Evite los elementos florales y el follaje de veloz desarrollo. Nos ahorrará tiempo y dedicación en el cuidado de nuestro pequeño jardín.
  9. Diseñar y desarrollar un jardín vertical va a abrir una mayor oportunidad de administrar los espacios libres.
  10. El moblaje y la decoración han de ser en cualquier caso fáciles, funcionales y sin olvidar la proporcionalidad. Eludir sobrecargar los mucho más que pocos espacios libres ha de ser primordial en nuestra planificación estética y servible para sacar el máximo provecho a nuestro pequeño jardín.